Supongo que muchos estamos cansados de estar en reuniones, cenas, almuerzos o viajes en los que nuestros acompañantes priorizan mirar a una pantalla que el momento presente en el que están. Desgraciadamente, todos hemos caído en esta horrible actitud frente a los demás.

Vale, quizás creas que guardando el móvil cuando estés con gente solucionará este problema. Pero el tema no es sólo ese. La relación que tenemos con nuestros dispositivos no es nada sana. Hemos creado un apego enfermizo que nos perjudica día a día y ni siquiera nos damos cuenta.

Tenemos una peor gestión del tiempo, baja autoestima, adicción, frustración, menos concentración y foco, estado de alerta constante, culpabilidad por no contestar mensajes, etc.

Es hora de reflexionar sobre algo que vemos normal, pero que no lo es.

Nos olvidamos de vivir el presente.

Nos olvidamos de ver atardeceres, amaneceres, paisajes, sin estar obsesionados por compartir/enseñar/mostrar  lo que estamos, viviendo en RRSS o chats, mientras, la verdad es que, estando justo ahí no estamos viviendo plenamente.

Estamos en un momento de despertar. Un momento de cambio, en el que deberíamos plantearnos vivir con más consciencia y presencia.

Si te apetece hacer algún cambio, y mejorar tu salud mental, te dejo algunos consejos que quizás puedan ayudarte.

  1. Comienza el día sin mirar el móvil.

Varios artículos que hablan sobre la adicción confirma que si lo primero que haces al despertarte es mirar el móvil, tienes un problema.

Imagínate que ponemos de ejemplo otro tipo de adicción como el alcohol, el tabaco o las drogas. Te despiertas y lo primero que haces es beberte un chupito de alcohol o fumarte un cigarrillo. ¿Lo verías sano? Pues con el teléfono móvil es lo mismo.

Lo recomendable es que te crees una rutina de mañana. Aquí te dejo algunos ejemplos:

  • Levántate, ve al baño, lávate los dientes, etc.
  • Haz algunos estiramientos, meditación, date una ducha, etc
  • Recoge tu habitación, prepara tus objetivos del día, etc.
  • Desayuna, vístete.
  • Después de todo esto, si quieres, enciende el móvil.
2. Desactiva notificaciones

Yo desde hace mucho tiempo mantengo el teléfono en silencio y he desactivado la mayoría de las notificaciones. Era algo que me estresaba muchísimo y me sacaba de mi foco con demasiada frecuencia. Así que lo que hice fue eso, dejar sólo las notificaciones del email.

Te confieso que desde hace meses quité el whatsapp y ahora vivo mucho más tranquila.

Al ver tantas notificaciones tu cerebro está en alerta y de forma automática lo que quiere hacer es eliminarlas. Cuidado con todas esas aplicaciones y sus notificaciones.

3. Ponlo en modo silencio

Puedes elegir ponerlo en silencio cuando estás en familia, con amigos o trabajando.

Lo importante es que no te descentres del momento presente por cualquier sonido de notificación o llamadas sin importancia. Prioriza.

4. Crea tu día de descanso del móvil

Creemos que si desconectamos un día del teléfono el mundo se va a acabar. No es así.

Igual que necesitas vacaciones del trabajo o de los estudios. También necesitas vacaciones de tecnología, de redes sociales, de noticias y de esa adicción que nos provocan.

P.D. Si alguien quiere hablar contigo, lo hará en otro momento o buscará la forma de hacerlo.

Otra opción es quitar los datos, y dejar solo la línea de teléfono. Empieza si quieres así y vete probando más adelante eliminar del todo el teléfono 24 horas.

5. No te sientas obligado a contestar siempre

Deja la presión social de contestar inmediatamente a los mensajes, chats o a las llamadas. Si es realmente importante, la persona te lo dirá.

Ya te habrás dado cuenta que el 99% de los mensajes NO son vitales. Suelta esa presión. Si no contestas y se molestan, esa persona quizás no tiene que estar en tu vida. (Este tip te hará darte cuenta de muchas cosas en tus relaciones)

6. Olvida el móvil en encuentros

Ya lo he dicho en otro punto. Pero me parece SÚPER IMPORTANTE remarcar la falta de respeto que supone en reuniones estar hablando con personas que están mirando su móvil.

7. Organiza horarios de uso del móvil

Tengo que confesar que este tip todavía no lo he probado, pero me he prometido comenzar a hacerlo esta semana.

Consiste en poner horarios a utilizar el móvil, redes sociales, etc. De esta forma tienes un horario de mañana y otro de tarde, como si se tratara de una oficina. Seguro que nos quedará mucho tiempo para dedicar a otras cosas.

8. No lo pongas encima de la mesa mientras comes

Comas solo en compañía, disfruta de ese momento y olvida el teléfono en ese momento.

9. Debilita a tu peor enemigo, el Whatsapp

Si no te atreves a eliminar tu cuenta y quitártelo de encima como hice yo, comienza eliminando las notificaciones y silenciando los grupos (la mayoría de ellos son muy poco útiles).

Abandona la urgencia de contestar los mensajes desde que los recibes. Eso hace que salgas todo el rato de tu presente, del lugar dónde estás, de lo que estás haciendo. Si te sientes mal al principio por no contestar de forma inmediata, escribe algo como : «Ahora no puedo hablar, te escribo luego.»

Puedes organizar un bloque de tiempo para contestar todos los mensajes.

10. No te lleves el teléfono a la cama

Por favor, que la pantalla del teléfono no sea lo último que ves antes de dormir. No te quites horas de sueño mirando redes sociales, noticias o conversaciones que puedes dejar para mañana. Evitarás irte a dormir con estrés, además que la luz blanca de la pantalla activa el cerebro creyendo que es de día, lo que te costará más dormir y tener un sueño de calidad.

Apaga el teléfono como mínimo una hora antes de dormir.

Por cierto, si utilizas la alarma del despertador del teléfono, es hora de cambiarlo. Hay unos despertadores geniales en cualquier tienda de tecnología que tengas cerca.

Hasta aquí mis 10 consejos para eliminar la adicción al móvil. Si se te ocurre alguno más, no dudes en escribir en los comentarios.

Si necesitas ayuda, hay aplicaciones para monitorear el tiempo que pasas utilizándolo.

  • RescueTime
  • QualityTime
  • Checky
  • AppDetox

Libros recomendados:


0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.