Uno de los temas que más se trata en las sesiones de coaching y que más preocupa a la sociedad actual, es el tiempo. Muchas personas sienten que no les da el día para hacer todo lo que les gustaría. Entonces llegan los ataques de ansiedad, las frustraciones y la desmotivación.

“No es que tengamos poco tiempo, es que perdemos mucho.” – Séneca

¿Cómo puedo gestionar mejor mi tiempo?

1.¡Prioriza!

Lo que hace que tengas la sensación de perder el tiempo, es la falta de prioridades. Probablemente lo normal en tu vida es pasar de una tarea a otra, sin poner foco en ninguna. Vas “apagando fuegos” con las cosas que vayan sucediendo a lo largo de la jornada. Digamos que no pones límites en tus tareas y al final algo que te hubiera llevado una hora, te lleva tres gracias a las interrupciones y distracciones. 

Acción: Haz una con 3 objetivos clave para cada día y encárgate de ellos lo antes posible.

2. Organiza tus tareas diarias importantes.

Cada día pon foco en al menos una de ellas. Elige la que te resulte más complicada, la que te dé más pereza hacer o la que sepas que va a generar un cambio importante en tu vida.

Nunca hay suficiente tiempo para hacerlo todo, pero siempre hay suficiente tiempo para hacer lo más importante. – Bryan Tracy

3. Elimina las distracciones.

Hazte la siguiente pregunta: ¿Qué actividades me hacen perder el tiempo? Sí, tienes que escribirlo. Así descubrirás en qué cosas estás invirtiendo tu tiempo. Piensa en aquellas que te desenfocan de lo importante y te limitan para obtener resultados más productivos. Cuando estés en alguna tarea y te distraigas, apunta el motivo de la distracción para así ir detectándolas poco a poco.

Lo que le da forma a nuestras vidas no es lo que hacemos de vez en cuando, sino lo que hacemos constantemente. – Tony Robbins

4. Escoge una hora al día para no mirar el móvil, el email o cualquier red social.

Te darás cuenta de todo lo que puedes hacer en ese tiempo. Si eliges descansar, estoy segura que también será un descanso de calidad.

5. Trabaja en bloques.

Puedes organizarte con bloques de tiempo de 30, 45 o 60 minutos en el que no tendrás ningún tipo de interrupción. Una técnica muy eficaz para la gestión del tiempo que trabaja de esta forma es la Técnica Pomodoro

Técnica Pomodoro

El método es simple. Durante 25 minutos deberás trabajar en tu tarea sin distracciones de ningún tipo, es lo que llamaríamos un Pomodoro. Cuando finalice este tiempo, tendrás un descanso de 5 minutos.

Después de cuatro pomodoros, es decir 100 minutos enfocados en la tarea, tendrás de 15 a 20 minutos de descanso para que tomes aire fresco, hagas algunos estiramientos, camines o simplemente despejes la mente.

Sé exigente con el tema de las interrupciones. No dejes que nada te distraiga en el tiempo en el que estás realizando esa tarea.
Si estás trabajando sentado o de pie, intenta en esos 5 minutos de descanso mover tu cuerpo y hacer algunos estiramientos.

6. Agenda tu vida profesional y… ¡También tu vida personal!

Y no me refiero a apuntar en la agenda as reuniones familiares o las citas con amigos. Guarda algún momento cada día para que disfrutes de un poco de tiempo para ti. Hacer algo que te llene de energía y que te haga desconectar de las obligaciones.

Muchos de nosotros nos tomamos mucho tiempo en atender lo que es Urgente, pero no el suficiente tiempo en aquello que es Importante. – Stephen Covey

7. Elimina tiempo en las redes sociales.

Puedes establecer periodos de tiempo para revisar tus emails y tus redes sociales. Intenta no estar saltando de una a otra todo el día mientras haces otras cosas.

8. Consigue una libreta y úsala como diario.

En ella anotarás en qué pierdes el tiempo cada día. Te sorprenderá la cantidad de cosas que hacemos sin darnos cuenta. Pregúntate: ¿Hoy a qué cosas le he dedicado más tiempo?

9.Haz que tus tiempos de traslado sean productivos.

Utiliza el tiempo que estás en medios de transportes o en lugares de espera para realizar algunas tareas. Si vas en el coche o caminando, escucha programas de radio, conferencias o podcasts inspiradores. En los lugares de espera, llévate un libro o ebook para leer, o busca en el móvil algún artículo interesante que pueda ayudarte.

10. Reduce el tiempo en la televisión.

Haz una dieta de informativos y programas de cotilleo. Puedes elegir estar informado a través de la red, cada vez que lo creas necesario.

11. Acaba con las conversaciones de baja energía.

A parte de quitarte tiempo, hacen que te vayas quedando poco a poco sin energía. Aléjate de ese tipo de personas que buscan discutir o tienen un tipo de conversación derrotista o que no te aporta nada. Si no puedes alejarte, reduce el tiempo que compartes con ellos todo lo que puedas. Mantendrás de forma más fácil tu estado de bienestar y ganarás tiempo de calidad para hacer otras cosas o estar con otras personas.

Tu tiempo es limitado, así que no lo desperdicies viviendo la vida de alguien más.- Steve Jobs

12. Prioriza tu salud en todos los sentidos.

Si te cuesta llevar a cabo todas estas medidas, o te da pereza, piensa que lo más importante es tu bienestar. Si:

  • Completas las tareas que te has marcado (siempre realistas, no te sobrecargues o planifiques tareas imposibles par aun día)
  • Pasas tiempo de paz contigo
  • Eliminas tiempo en redes sociales
  • Evitas conversaciones insustanciales que te bajan la energía
  • Comes de forma sana
  • Bebes agua
  • Haces algún tipo de actividad física como caminar 30 minutos,

Al final del día te sentirás satisfech@ y notarás un avance en tu estilo de vida. Así que…¡¡Ánimo!!

Libros recomendados:


0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.